lunes, 11 de julio de 2011

Árboles igual a nubes. Sensibilidad y empatía


Creada originalmente por haideé iglesias

Si, una fotografía tomada desde un lugar en el que se contempla parte de la ciudad y su entorno natural. Contraste ciudad-naturaleza. Y con el día nublado. También en verano hay días nublados.
Nubes producidas por la respiración de los árboles.

Un roble adulto produce 600 litros de agua en un día. 25 litros por hora. Absorbe el 90% por las raíces y lo devuelve en forma de vapor por los poros de las hojas. Así lo he leido en la exposición de "La Caixa" (que también me he enterado es la única caja que no tiene deudas) cuyo nombre es "El bosque. Mucho más que madera". Comprender la importancia de la naturaleza, de cada una de sus interacciones; de la necesaria diversidad que teje una red de vida para que todos podamos vivir...

Y la lombriz que a lo largo de sus 16 años de vida aprovecha el 40% como nutriente y el resto (60%) lo aporta como humus... Y que pocos de nosotros sentimos esto como milagroso viviendo tan desconectados de la naturaleza que sólo la vemos a través de la utilidad y el miedo... Así nos han enseñado desde esta cultura que tanto ha atrofiado las emociones...

Habituados como estamos al sentido material (práctico), a darle utilidad a todo, precisamente por ese sentido material, que no espiritual (insisto, espiritual no tiene necesariamente que ser sinónimo de religioso), sensible, para ser más concreta en el término, no sentimos el inmenso regalo que constantemente recibimos. ¿Acaso podríamos vivir sin el aire que respiramos? No.
Si, sé que hay personas que hacen alarde de que si pueden, pero esto está entroncado con el aspecto espiritual no con el material. Aquellos que conocen los ámbitos sutiles demuestran que después de ser enterrados vivos durante meses, cuando salen están vivos y muy saludables.
Pero nosotros no tenemos ni idea de esto, y por lo tanto necesitamos respirar aire, el aire de este planeta, el cual es producido por la vegetación y mayormente por los árboles.
A mi me ha parecido impresionante esos 25 litros por hora... en vapor, ese vapor que hace posible las nubes... y la humilde lombriz..

El bosque respira, si. Y palpita. Y la naturaleza sabe qué es lo que hace. Son millones de años haciendo de este planeta vida. Y si, también muerte. Es necesaria la muerte. ¿Te imaginas que nada muriera, que nadie muriera? ¿Cabría todo en el planeta? A la mayoría de nosotros el sentido material no nos permite sentir, ni tan siquiera pensar o hacernos este tipo de preguntas. ¿Cómo vamos a tomar conciencia de la necesidad de cuidar más la naturaleza y de plantar más bosques, que no sólo árboles, para que la biodiversidad la (vida) siga su curso? Si, hay muchos que plantan árboles pero no respetan ni entienden lo que es el bosque. Lo he vivido de cerca y sé lo difícil que es hacer entender que la naturaleza no es un enemigo... Sólo los plantan con sentido de utilidad... El bosque palpitando y nosotros sordos a su regalo...

Y no son menos sordos quienes hacen hincapíe una y otra vez sobre lo negativo. ¿Acaso a ellos les gusta que les señalen constantemente lo que hacen mal? ¿Cómo se sienten cada vez que alguien se lo dice? Y sobre todo si lo dice de modo agresivo, cínico o insultante.
Sensibilidad. Si. Es díficil deshacerse de la coraza, y muchos de nosotros actuamos así porque no conocemos un modo mejor de comunicarnos. Y en vez de aprender a hacerlo seguimos proyectando hacia los otros. Ellos son los malos, nosotros los buenos. Y así dividido el mundo no salimos de la cárcel. Y la primera es la propia. ¿Cómo vamos a sentir el milagro que significa poder estar vivos? Plenamente vivos.
Y para estar vivo, en vez de juzgar, ponerse en el lugar del otro. Y no lo leas y des por hecho que ya lo sabes hacer. Haz todo lo posible por sentir como siente el otro. O como piensa. O que motivos puede tener para hacer lo que hace... Pero házlo. No sólo lo pienses y luego a la primera oportunidad se te olvide que es sentir. Y sigas ¿presumiendo? de que sabes mucho porque lees, porque te lo han dicho, etc.. No. Experimentalo tú. De primera mano. Recuerda lo que sentiste cuando hiciste algo mal y alguien (que no sabia hacerlo mejor) hizo que te sintieras culpable... ¿Por qué entonces no logras conectar con lo que el otro puede sentir al sucederle lo mismo, algo parecido o, aunque sea distinto? ¿Por qué?
¿Por qué te pasas el día leyendo aquello que no te aporta más que lo mismo que ya conoces? ¿Por qué no dejas que la incertidumbre te barra las creencias en las que sustentas todo lo que crees ser?
Maya, siempre haciendo de las suyas :). Si, el ego, también se puede llamar así.
¿Serás capaz de responder desde el corazón y por lo tanto con honestidad y/o autenticidad?
Lo eres, no te quepa duda, sólo que es posible que desconozcas como hacerlo. O ya lo sabes pero no te atreves... Sigue imperando la razón (maya) pues... Aún así, sé que puedes.

Estupenda vista ¿verdad? Son tan agradables los paseos por este lugar...

5 comentarios:

  1. La fotografía junto con tus letras invitan a oxigenarnos y a llenarnos de naturaleza y vida, la verdad es que es una vista estupenda, y con mi mirada he volado hacia ese lugar, muchas gracias.

    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Interesante reflexión y bonita vista! Un beso,

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola! carla: me alegra que disfrutes. Si el oxigeno también lo podemos recibir mediante otras muchas acciones, sobre todo la de la sensibilidad y también de la honestidad...
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  4. Buena toma, estupendamente complementada con éste interesante y reflexivo texto.
    Enhorabuena.
    Un abrazo.
    Ramón

    ResponderEliminar

Qué el amor ilumine tu inteligencia y abra tu corazón para que las palabras que pronuncies conviertan el mundo en un lugar mejor :)
Sin mentir, encontrarás la luz del amor con más facilidad.
Siente la vida, siéntete a ti mismo, y di lo que sientes, sintiendo lo que dices
La paz es el camino y la humildad sus pies -.-

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails